Arsenal. Bombarderos de Londres. Ida y vuelta

1910 – 1919.

Etapa de contrastes para Arsenal. Problemas económicos obligaron la venta de varias figuras, el descenso a la Segunda División, el cambio de nombre y de sede a mediados del decenio y su retorno al máximo circuito, marcaron su destino a principios del siglo pasado.

Por problemas económicos, el Arsenal vendió a todas sus figuras y así el técnico gunner George Morrell atestiguó la salida de Coleman, Freeman, Sharp, Ashcroft y Bill Garbutt. La temporada de 1910 fue desastrosa, el equipo se salvó del descenso en la posición 18 y la franquicia fue declarada en bancarrota y puesta a subasta.

Entonces entró a la historia del Arsenal otro hombre: Henry Norris, propietario del Fulham, dictador, político, con extensa fortuna en el suroeste de Londres y miembro del Parlamento, intentó fusionar al Arsenal de Woolwich y al Fulham para llevar un solo equipo de Primera a jugar a Craven Cottage, pero la propuesta fue rechazada por la Federación. Para entonces, mientras los gunners estaban en serios problemas económicos, el Fulham acumulaba una fortuna de 3 mil libras esterlinas. Después, Norris propuso llevar ambos equipos a esa plaza jugando alternadamente los sábados; así se encargo de ambas escuadras sin cambiarlas de plaza.

Desastre en Londres.
Durante dos años (1911 y 1912) los gunners navegaron en la mediocridad, pero la temporada 1912 – 1913 fue la peor. Terminó último con apenas tres victorias en 38 partidos, consiguió 26 goles a favor y apenas sumó 18 puntos. Las tres cifras son las peores que se recuerden en la historia del balompié británico para un club. Descendió de categoría y la crisis se agravó al conocer que las finanzas a favor se limitaban a sólo 19 libras esterlinas. Rápidamente los dos cerebros del equipo (Henry Norris y William Hall) decidieron buscar una nueva plaza para trasladar al equipo después de ver la debacle. Tras largos meses de negociación, al final decidieron mudarse a un colegio de estudiantes a cambio de 20 mil libras por el contrato; pero esas instalaciones fueron destruidas por la Primera Guerra Mundial y el Arsenal tuvo que moverse a Highbury para terminar así con el nombre de Arsenal de Woolwich. Su nuevo nominativo fue The Arsenal hasta 1930, cuando se fijó el actual de Arsenal FC en su escudo.

El Repunte.
La directiva comenzó a invertir en la institución. Para el primer juego disputado en Highbury, el 6 de Septiembre de 1913, el club poseía 125 mil libras en sus arcas. El cuadro jugó dos temporadas en la Segunda División y el 24 de Abril de 1915, los gunners jugaron su último partido en esa categoría. Ascendieron de la mano del técnico Morrell y desde entonces se perpetuaron en el máximo circuito. La liga se vio interrumpida por la Primera Guerra Mundial y hasta 1919 se reanudó.


Fuente:
Publicado en Fútbol Total. Colección. Los Gigantes del Mundo. Arsenal. Bombarderos de Londres, Ed. Grupo Medios, p. 12 – 13.








Comentarios

Lo más popular de la semana

25 Chistes ¿Qué le dice...

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad

25 Preguntas de Economía