Historia de la Copa Sudamericana. 2010 – 2019

En la Copa Sudamericana 2010, Independiente de Argentina fue el campeón tras derrotar a Goiás de Brasil (equipo revelación del torneo), llegando así a su título internacional nº 16. En el primer encuentro, Goiás sacó una ventaja de 2-0 de local, resultado que Independiente remontó y lo empató con un 3-1 en Avellaneda. Con un resultado global de 3-3, el partido se prolongó al tiempo suplementario y posteriormente a lanzamientos penales, en un dramático final en que el tercer penal ejecutado por Goiás pegó en el palo, dejando la responsabilidad a Eduardo Tuzzio, que pudo convertir clavando la pelota en el ángulo superior izquierdo del arquero, desatando la euforia en Avellaneda tras 15 años sin títulos internacionales.

 

En la edición 2011, Universidad de Chile se coronó campeón invicto y con solo 2 goles en contra, convirtiéndose en el primer (y hasta el momento único) equipo chileno en ganar la competición, tras vencer en la final a Liga de Quito con una victoria de 1-0 en Quito y 3-0 en Santiago. El partido de vuelta se realizó en el Estadio Nacional de Chile. El equipo dirigido por Jorge Sampaoli contó con el máximo goleador de un torneo de Copa Sudamericana, Eduardo Vargas con 11 goles, el arquero menos batido Johnny Herrera (con solo dos goles en contra en doce partidos) y varios jugadores que posteriormente fueron parte de la Selección Chilena campeona de la Copa América 2015 y la Copa América Centenario.

 

En la edición 2012, São Paulo de Brasil ganó la competición de manera invicta, derrotando en la final a Tigre de Argentina con un 0-0 en Buenos Aires y un 2-0 en São Paulo. Eso sí, en forma polémica, ya que el conjunto argentino acusó golpes de parte de la policía brasileña durante el entretiempo, por lo que se negó a regresar a la cancha. Acto seguido, el árbitro chileno Enrique Osses dio por concluido el partido, declarando a Sao Paulo campeón, al no presentarse el visitante a disputar los 45 minutos finales. El conjunto paulista tuvo entre sus figuras a Rogério Ceni, Lucas Moura, Rafael Tolói y Luis Fabiano.

 

En la Copa Sudamericana 2013, Lanús de Argentina fue campeón tras vencer en la final al equipo revelación Ponte Preta de Brasil. Dirigido por Guillermo Barros Schelotto (junto a su hermano mellizo Gustavo Barros Schelotto como asistente técnico), consiguió 7 victorias, 1 derrota y 2 empates. Algunos jugadores clave del campeonato para los "granates" fueron Paolo Goltz, Leandro Somoza, Santiago Silva, Diego Hernán González, Agustín Marchesín, Víctor Ayala, entre otros. En el camino a la final del título venció a Racing de Avellaneda, Universidad de Chile, River Plate de Argentina, y Libertad de Paraguay.

 

En la edición del año 2014 se coronó campeón y de manera invicta River Plate de Argentina que derrotó en la final a Atlético Nacional de Medellín. Ambos equipos disputaban su segunda final de Copa Sudamericana. En el partido de ida en Colombia igualaron 1-1 con goles de Leonardo Pisculichi por parte del visitante y un gol de Orlando Berrío para el Atlético Nacional de Medellín, mientras que en la vuelta el “Millonario” pudo vencerlo 2-0 en el Monumental en Buenos Aires con goles de Gabriel Mercado y Germán Pezzella. Previo a esta final, River superó a Godoy Cruz, Libertad de Paraguay, Estudiantes de La Plata y a Boca Juniors, eliminando por primera vez al rival de toda la vida en un certamen internacional. Consiguió durante el torneo ocho victorias y solo dos empates y tuvo entre sus figuras a Marcelo Barovero (premiado como mejor jugador del certamen), Teófilo Gutiérrez, Leonardo Pisculichi, Rodrigo Mora, Carlos Sánchez, Leonardo Ponzio, entre otros.

 

La edición del año 2015 dejó varias sorpresas. Santa Fe de Colombia se coronó campeón internacionalmente por primera vez en su historia, venciendo a Huracán de Argentina. El conjunto dirigido por Gerardo Pelusso ganó el torneo principalmente gracias a sus buenos resultados como visitante, teniendo a uno de los goleadores del torneo como Wilson Morelo, y otros altos rendimientos como Luis Seijas, Yerry Mina, Robinson Zapata y Francisco Meza. Para llegar a la final, Santa Fe eliminó a Liga de Loja, Nacional de Uruguay, Emelec de Ecuador, Independiente de Argentina y Sportivo Luqueño de Paraguay. Con 4 victorias, 6 empates y solo dos derrotas, el equipo Cardenal se convirtió en el primer equipo de Colombia que logró conseguir la Copa Sudamericana y Huracán, paradójicamente, fue subcampeón invicto, ya que solo cayó en la final por tiros desde el punto penal.

 

En la edición del año 2016 no se pudo jugar la final por el trágico accidente aéreo que sufrió el equipo finalista Chapecoense, el 28 de noviembre de 2016, que costó la vida de 71 personas, entre ellas 19 futbolistas del club y su entrenador Caio Júnior. Por eso, el otro finalista, el equipo colombiano Atlético Nacional, pidió a la Conmebol que entregara el título de la Copa al equipo brasileño, a modo de homenaje tras la tragedia. De esta manera, el día 5 de diciembre de 2016 Chapecoense fue proclamado como campeón de la Copa Sudamericana.

 

En la edición del año 2017 el campeón fue Independiente de Argentina, equipo dirigido por Ariel Holan que ganó en el resultado global por 3-2 a Flamengo de Brasil. La primera final se jugó en el Estadio Libertadores de América, donde el club argentino se impuso por 2-1 con goles de Emmanuel Gigliotti y Maximiliano Meza después de empezar perdiendo 0-1 con un gol del brasileño Réver. El partido de vuelta se jugó en el Estadio Maracaná de Río de Janeiro donde el club carioca se puso en ventaja con anotación de Lucas Paquetá, sin embargo Independiente empató el partido con un gol de penal de Ezequiel Barco, que le permitió alcanzar su segunda estrella en el certamen. Para acceder a la final, el equipo argentino eliminó a Alianza Lima de Perú, Deportes Iquique de Chile, Atlético Tucumán de Argentina, y los equipos paraguayos Nacional y Libertad, coronándose finalmente con 8 victorias, 2 empates y 2 derrotas en el nuevo formato de la Copa.

 

La Copa Sudamericana 2018 se definió por lanzamientos desde el punto penal, donde Atlético Paranaense de Brasil se consagró campeón venciendo en la final a Junior de Colombia, tras empatar 1-1 en los duelos de ida y vuelta. El equipo dirigido por Tiago Nunes ganó el torneo teniendo a dos de los principales goleadores del certamen (Pablo Felipe con 5 anotaciones y Nikão con 4), y otros altos rendimientos como "Lucho" González, Renan Lodi, Léo Pereira y Thiago Heleno. Previo a la final, el cuadro de Paraná eliminó a Newell's Old Boys, Peñarol, Caracas F.C., Bahía y Fluminense. Con esta consagración, se convirtió en el cuarto equipo brasileño en ganar el certamen.

 

El campeón de la edición de 2019 fue Independiente del Valle de Ecuador, tras vencer 3-1 a Colón de Santa Fe en el estadio "La Nueva Olla" de Paraguay, en la primera final a partido único en la historia del certamen. El elenco dirigido por el español Miguel Ramírez fue la revelación del certamen al vencer previamente a varios clubes grandes de sus respectivos países, como Universidad Católica de Chile, Independiente de Avellaneda de Argentina, Caracas FC de Venezuela y Corinthians de Brasil, y logró el primer título internacional de su historia (tras caer tres años antes en una final de Copa Libertadores). Entre las principales figuras del equipo estuvieron: Cristian Pellerano, Jhon Jairo Sánchez, Alejandro Cabeza y Cristian Dájome.


Fuente:
https://es.wikipedia.org/wiki/Copa_Sudamericana#Historia

Comentarios

Lo más popular de la semana

25 Preguntas de Administración

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad

25 Preguntas de Economía