Litoral









Es aquella zona del mar poco profunda y diáfana, cuya intensa luz permite un desarrollo exuberante de la vegetación marina que proporciona sustento a diversos animales. En el litoral ocurren continuas transformaciones físicas y químicas, como los cambios de temperatura y la salinidad, que los pobladores de este medio son capaces de resistir, Además, la fauna acuática del litoral está expuesta a la acción mecánica de olas, mareas y vientos, por lo que algunos animales han desarrollado pedúnculos o soportes que les impiden ser arrastrados por las aguas; otros se protegen con cubiertas calizas, escarban galerías o hacen oquedades en las que se alojan. Por su parte, los animales que viven en la zona superficial del litoral soportan los influjos de la marea y se han adaptado a vivir muchas horas afuera del agua, llevando una vida semiterrestre, como los cangrejos. A su vez, organismos terrestres como insectos y miriápodos que invaden el medio acuático llegan a permanecer bajo el agua todo el tiempo que dura la marea alta. En esta zona habita un gran número y variedad de aves marinas. En ellas se observa una amplia diversidad de hábitos, que van desde las aves que pescan hábilmente, hasta aquellas que hurgan en la arena buscando animalillos.

Erizo de mar.
Este animal es un invertebrado marino cuyo nombre significa “piel con espinas”. Su cuerpo es pequeño y globular, y tiene la boca en el interior del mismo. Todo el cuerpo posee espinas móviles que le sirven también para desplazarse por el fondo. Forma grandes colonias que se fijan en las rocas a la orilla del mar. El piquete de las espinas puede ser muy doloroso y provocar infecciones si no se limpia bien la herida. El erizo tiene pocos enemigos, aunque hay varias especies de peces que lo devoran después de haberle quitado las espinas. Al morir deja un caparazón redondo que el mar arroja a las playas.

Flamenco.
Es un ave de patas largas y delgadas, cuello largo, cabeza pequeña y un inconfundible plumaje de color rosa. La postura en que reposa le da un aspecto grácil, pues se sostiene en una sola pata. Es una especie de gran talla, que mide entre 1.10 y 1.20 m de altura. Viven en colonias, en lagunas cercanas a la costa. Se alimentan de pequeñas algas y moluscos que extraen del fango de la laguna. Empollan de uno a dos huevos, y cuando nacen las crías todos los miembros de la colonia se agrupan en parvadas para buscar el alimento de los polluelos. Forman sus nidos con cieno en forma de cono.

Lobo marino.
Es un mamífero acuático al que erróneamente se ha llamado foca. Habita en las playas rocosas de Sonora y Baja California. El nombre de lobo marino le fue puesto porque su hocico es muy parecido al de los lobos. En lengua serie se le llama xapoo (lanza marina). Durante la época de reproducción, los machos permanecen vigilando su territorio e incluso llegan a pelear entre sí para mantener el dominio de su grupo de más o menos catorce hembras, que van y vienen de un territorio a otro sin muchas restricciones. Es una especie protegida desde 1988 para evitar su extinción.

Águila pescadora.
Es la única ave de rapiña que se alimenta casi exclusivamente de peces, por lo que vive en las cercanías del agua y es más abundante en las costas. Tiene garras muy filosas y unas escamas en la base de la pata que impiden que el pescado se le resbale. Mide de 50 a 60 cm. Es de plumaje blanco en la cabeza y el cuerpo, con pequeñas manchas negras y las alas café oscuro. Sus nidos son muy característicos, ya que los forma con ramas secas y cada año va acumulando más material, hasta alcanzar 2 o 3 m de espesor. Los huevos y los polluelos son víctimas de las gaviotas, los mapaches y las cornejas.

Pájaro bobo.
Esta ave tiene su hábitat en las islas del Pacífico, donde forma colonias de miles de individuos. Se alimenta principalmente de peces. Se reproduce una vez al año, y la camada puede ser de uno a tres polluelos, cuya supervivencia depende de la disponibilidad de recursos de la época en que nacen. Los padres se alternan en la labor de cuidado y alimentación de las crías, de forma que el nido nunca queda solo. Los machos son más pequeños y ligeros que las hembras, y emiten un silbido, mientras que las hembras graznan.

Gaviota.
Se caracteriza por tener un cuerpo fuerte, cuello corto, pico cónico, largo, recto y comprimido. Las patas poseen una membrana entre los dedos que les facilita la natación. Aunque las gaviotas son básicamente piscívoras, muchas de ellas han sabido aprovechar otras fuentes de comida. Así, se han vuelto carroñeras y cazadoras, además de pescadoras. Sin embargo, debido a sus hábitos alimenticios se han convertido en una plaga para otras especies de aves, ya que atacan los nidos en busca de huevos y de polluelos a los que sus padres hayan dejado solos para ir en busca de comida.

Pelícano.
Es el ave voladora más grande de México y se distingue por tener el pico largo y grande con una bolsa membranosa que se extiende hasta la garganta. Su cuerpo es robusto, sus alas alcanzan hasta 3 m de envergadura, y tiene los dedos de las patas unidos por una membrana que le permite nadar. La costumbre de pegar el pico y la bolsa sobre el cuello hace que se asemeje a la forma de la flor alcatraz, nombre con el que también se conoce. Su excremento o guano fue uno de los fertilizantes más cotizados a mediados del siglo XX, por la gran cantidad de fosfatos que contiene.


Fuente: Bancomer – Álbum de la Naturaleza de México, p. 42 – 43.


Comentarios

Lo más popular de la semana

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad

Análisis de Amparo Dávila – Alta Cocina