Arsenal. Bombarderos de Londres. Desastre Total

1960 – 1969.

Es, por mucho, la peor etapa en la historia del Arsenal. En diez años sus vitrinas no se abrieron para nada. Incluso vieron con el orgullo herido, al Tottenham, archirrival del Norte de Londres, exhibir un par de dobletes en las campañas 1961 y 1962.


Nada pudo haber resultado peor que esta época para el Arsenal. Ni liga, ni Copa, ni Charity Shield o alguna Copa Ferias llegó a sus anaqueles. El equipo se quedó con las manos vacías pese a contar con buenos futbolistas en varias plantillas integradas durante el decenio. Dentro de la liga, en cinco campañas el cuadro londinense quedó debajo de los diez primeros lugares de la clasificación y hasta 1969 logró su mejor posición, la cuarta.

En 1960 inició una batalla legal para cerrar la contratación del creativo mediocampista inglés George Eastham. El jugador quería abandonar el Newcastle United para jugar con el Arsenal pero la normatividad de la liga y el deseo de su directiva le impedían mudarse a Highbury. Comenzó la lucha legal, juicio que favoreció a la directiva del Arsenal en 1963, cuando Eastham sumaba tres años defendiendo la casaca de los Bombarderos. 47 mil 500 libras esterlinas fue el arreglo final entre ambas instituciones.

Para la temporada que concluyó al inicio del decenio, el Arsenal mostraba serias carencias futbolísticas y quedó relegado a la posición trece de la tabla. Las siguientes dos campañas fueron igual de desastrosas. En la 1960 – 1961, el cuadro dirigido por George Swindin finalizó en la undécima posición con un saldo de quince victorias en 42 encuentros. En 1962 la temporada fue muy similar, la décima plaza fue ocupada por el Arsenal con una victoria más que el año anterior. Además, por segundo año consecutivo su acérrimo rival Tottenham Hostpur consiguió el doblete (Copa y Liga).

Sin embargo, en marzo de ese año se intentó una reestructuración al interior del equipo. Se le fue del plantel el director técnico Swindin y el nuevo encargado de la nave londinense fue Billy Wright, quien en su etapa de jugador logró el mayor número de partidos con la Selección Inglesa (105) y el récord de partidos consecutivos con la escuadra de La Rosa (70). Pero en el banquillo gunner la suerte le dio la espalda. En su primera campaña levantó al equipo hasta la séptima posición y en la 1963 – 1964 lo mantuvo en el octavo puesto con todo y los 62 goles totales de Geoff Strong y Joe Baker (31 cada uno) en Copa y Liga. El problema estuvo en la zona defensiva que recibió 82 goles en un año.

En el verano de 1964, procedente del Leicester llegó el defensa Franck McLintock para apuntalar la zona más débil del equipo londinense. En poco mejoró la zona baja del plantel aún dirigido por Wright. Recibió 75 goles en 42 encuentros para un promedio de 1.78 anotaciones por partido. El torneo 1965 – 1966 fue el último de Wright al frente del club debido a que los Bombarderos finalizaron en la posición catorce con la negativa cifra de doce triunfos en 42 encuentros.

Comienzan los cimientos.
En 1966 se suscitó una fuerte revolución en el seno del equipo que inició con el despido del técnico Billy Wright. Dicha sacudida fructificó en 1968 cuando la escuadra disputó la primera final de un torneo después de 16 años en una. Así se sentaron las bases del primer equipo gunner ganador de un doblete en 1971.

La calidad y liderazgo de los máximos responsables del equipo se notaron al traer para el banquillo a Bertie Mee, un estratega que había pasado por diferentes esferas, la militar y la médica. Fue el hombre justo en el tiempo justo. El plantel necesitaba alguien con autoridad y disciplina, y Mee fue la contratación perfecta para lo que buscaba el club entonces. Desde su arribo al timón rojiblanco se percató de la carencia de un auxiliar y contrató a su viejo amigo Dave Sexton, a quien rescató de la nómina del Fulham. Sexton era un líder dentro y fuera de la cancha, un hombre indispensable.

En su primera campaña al mando (1966 – 1967), Mee llevó al equipo al séptimo puesto de la liga, catorce puntos abajo del campeón Manchester United. Pero su filosofía comenzaba a rendirle frutos. Fue en esa misma campaña cuando el Arsenal pudo volver a clasificarse a la Copa de la Liga. En 1968 la noticia no fue que el cuadro Bombardero quedara noveno en el campeonato, sino que después de 16 años volvió a disputar la final de un torneo. En la Copa de la Liga se deshizo del Coventry, Reading, Blackburn, Burnley, y en semifinales venció por global 6 – 3 al Huddersfield. Pero perdió la final frente al Leeds United, un equipo que no poseía título alguno. El marcador final fue 1 – 0 con anotación de Terry Cooper, así el equipo del Norte londinense se quedó con las ganas de romper la racha de quince años sin títulos. Mc Lintock declaró al finalizar aquel juego que estaba molesto por recibir otra medalla de segundo lugar; sin embargo el equipo de Bob McNab, John Rabford, George Armstrong, George Graham y Alf Ramsey comenzaba a ganar reconocimiento.

Viendo a futuro.
Las variantes crecieron al interior de la plantilla con la llegada de jugadores como Peter Storey, Court Simpson, Ure y Nelly. En el torneo que cerró este terrible decenio, el cuadro de Mee se vio más potente y seguro de lo que hacía sobre la cancha. Finalizó cuarto en la liga inglesa, a once puntos del campeón Leeds que empezó a convertirse en un odiado rival. En la Copa de Liga volvió a meterse hasta la final después de dejar en semifinales al Tottenham en una serie memorable. Ante 55 mil espectadores en Highbury, Reford hizo dos tantos (uno en tiempo extra) para ganarle a los Spurs 2 – 1 y acceder a la final del 15 de Marzo en Wembley. Ahí enfrentó al Swindon Town, un equipo de Tercera División del que no se sabía mucho en Inglaterra. El marco parecía idóneo para que el arsenal cerrara el decenio dándole un título a su fiel afición, pero no fue así. El derrumbe rojiblanco fue total con varios jugadores acalambrados (McLintock, McNab y Graham). Así, el Swindon ganó en tiempos extras y el Arsenal cerró la época con 16 años sin títulos.


Fuente:
Publicado en Fútbol Total. Colección. Los Gigantes del Mundo. Arsenal. Bombarderos de Londres, Ed. Grupo Medios, p. 30 – 33.








Comentarios

Lo más popular de la semana

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad

25 Preguntas de Economía