La resistencia y caída del imperio azteca

Moctezuma recibió a Cortés como a un dios y lo alojó en el palacio de su padre, el señor Axayácatl. Cortés se dio cuenta de que a pesar de la hospitalidad de Moctezuma sus planes de apoderarse de la capital azteca corrían peligro y decidió hacer prisionero al tlatoani.


Matanza en el Templo Mayor.
Cortés se enteró de que había llegado a la Vera Cruz un ejército al mando de Pánfilo de Narváez con la intención de apresarlo por órdenes del gobernador de Cuba. Inmediatamente salió a combatirlo, dejando al frente de Tenochtitlán a Pedro de Alvarado con 120 hombres.

Mientras Hernán Cortés derrotaba a Narváez en Cempoala, Alvarado organizó un ataque contra los mexicas durante la celebración de una fiesta religiosa.

Contraofensiva mexica.
Indignados, los mexicas atacaron el cuartel de los españoles y éstos hicieron aparecer a Moctezuma en la azotea para que calmara al pueblo, pero aunque terminó el combate, mantuvieron rodeado el edificio. Cortés se enteró de lo ocurrido y regresó a la ciudad; como los mercados estaban cerrados, los alimentos se agotaron. El español pidió a Moctezuma que ordenara abrirlos y para esto liberó a Cuitláhuac, hermano de Moctezuma. Pero estando libre Cuitláhuac, se dedicó a organizar otro ataque en contra de los invasores. El ataque fue contestado con fuego de cañones. Al no cesar la ofensiva mexica, se ordenó la intervención de Moctezuma y cuando éste salió a calmar a la gente, recibió insultos y una pedrada en la cabeza.

“La noche triste”.
Al empeorar las cosas, Cortes decidió abandonar la ciudad el 30 de Junio de 1520. Antes de salir, ordenó la muerte de Moctezuma y otros prisioneros. En una noche lluviosa y perseguidos por los mexicas quienes redujeron sus fuerzas a casi la mitad, se dirigieron a Tlacopan (Tacuba) y de ahí a Tlaxcala para preparar su regreso. Después se conocería a ésta como “La noche triste”.

Cortés se reorganiza en Tlaxcala.
Ya en Tlaxcala, Cortés preparó la contraofensiva durante casi un año, mandó traer hombres y caballos de las Antillas, entrenó a sus aliados indígenas y construyó 13 barcos para atacar a Tenochtitlán también por agua. Cuitláhuac, por su parte, reorganiza la defensa y solicitó ayuda a tlaxcaltecas y purépechas, pero como siempre habían sido sus enemigos, se negaron a apoyarle. Para empeorar la situación, se desató una terrible epidemia de viruela que mató a mucha gente, incluyendo a Cuitláhuac.

La caída de Tenochtitlán.
Muerto Cuitláhuac, Cuahtémoc fue nombrado tlatoani y continuó con las tareas de organización de la defensa. Cortés decidió atacar a fines de Mayo y pensó en aislar la ciudad para que no tuvieran alimentos ni agua.

Los aztecas pudieron resistir hasta 75 días, finalmente, se declararon vencidos cuando fue capturado Cuauhtémoc el 13 de Agosto de 1521.


Fuente: Supertareas 4, Fernández Editores.








Comentarios

Lo más popular de la semana

25 Trabalenguas de Oficios

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad

25 Preguntas de Administración