Métricas Six Sigma. Para atributos

El índice Z se usa como métrica en Six Sigma cuando la característica de calidad es del tipo continuo; sin embargo, muchas características de calidad son de atributos. En este caso se utilizará como métrica a los defectos por millón de oportunidades de error (DPMO). 

Se entiende por unidad la parte o producto que elabora un proceso y cuya calidad es posible inspeccionar o evaluar. Ahora bien, la elaboración de un producto o unidad por lo general tiene más de una oportunidad de error. En general se puede definir como oportunidad de error cualquier parte de la unidad que puede medirse o probarse que es adecuada. En concordancia con lo anterior, un defecto es cualquier no conformidad o desviación de la calidad especificada de un producto.

En este contexto surge el índice DPU (defectos por unidad), una métrica que mide el nivel de no calidad de un proceso sin tomar en cuenta las oportunidades de error y que se obtiene con el siguiente cociente:

DPU=d/U donde U es el número de unidades inspeccionadas, en las cuales se observaron d defectos; ambas referidas a un lapso de tiempo.

Una desventaja del DPU es que no toma en cuenta el número de oportunidades de error en la unidad. Por ello, para tomar en cuenta la complejidad de la unidad o producto, se utiliza el índice DPO (defectos por oportunidad), que mide la no calidad de un proceso y se obtiene de la siguiente manera:

DPO=d/U*O donde nuevamente U es el número de unidades inspeccionadas, en las cuales se observaron d defectos, y O es el número de oportunidades de error por unidad. Note que para calcular el DPO se divide el total de defectos encontrados, d, entre el total de oportunidades de error, ya que éste se obtiene multiplicando el total de unidades inspeccionadas, U, por el número de oportunidades de error por unidad, O.

Para tener un mejor entendimiento de la métrica DPO es mejor obtener el DPMO (defectos por millón de oportunidades) que, como ya vimos, cuantifica los defectos del proceso en un millón de oportunidades de error, y se obtiene al multiplicar al DPO por un millón.

En suma, la métrica Seis Sigma para este tipo de procesos, con una característica de calidad de atributos en cuyo procesamiento de una unidad o producto se puede tener más de una oportunidad de error, es el índice DPMO. Y en general, bajo las condiciones anteriores, hay una tendencia a preferirlo sobre el DPU e incluso sobre el DPO.



Fuente: 
Humberto Gutiérrez Pulido, ‘Calidad Total y Productividad’, Editorial Mc Graw Hill, 3° edición, p. 289 – 291.

Comentarios

Lo más popular de la semana

25 Preguntas de Economía

Análisis de Amparo Dávila – Alta Cocina

25 Preguntas de Administración