Toma de Tenochtitlán

La Noche Triste fue desastrosa para las tropas de Cortés.

Varios meses necesitarían los españoles para reparar, en Tlaxcala, las pérdidas sufridas, curar a los heridos y aprestarse a venir de nuevo sobre la capital azteca. Como la empresa era difícil, Cortés empezó apoderándose de las otras ciudades principales que había en el Valle de México. Hizo construir, además, trece barcos que le permitirán atacar por agua.

Terminados los preparativos, cercó la ciudad con todas sus fuerzas: las españolas y las indígenas; las de tierra y las de agua.

Su ejército estaba dividido en cuatro grupos:

Uno, al mando de Pedro de Alvarado, atacaba por la calzada de Tacuba; otro, bajo las órdenes de Cristóbal de Olid, combatía por la calzada de Coyoacán; otro, capitaneado por Gonzalo de Sandoval, peleaba por la calzada del Tepeyac, y el último, bajo la dirección personal de Cortés, maniobraba con los barcos.

El Jefe General de todo el movimiento era Hernán Cortés.

Fuente:

Generación 1960. Mi libro Historia y Civismo. Tercer Grado, Ed. Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuito, p. 93 – 94.

App CONALITEG Digital. Generación 1960. Tercer Grado. Mi libro Historia y Civismo.

Comentarios

Lo más popular de la semana

Rumania

25 Preguntas de Administración

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad