Institucionalización de la Ética






En el proceso de institucionalización de la ética se requiere que las altas jerarquías hasta los mandos medios administrativos deben responsabilizarse por forjar los ambientes propicios para que la generación de conductas éticas sean adoptadas por el capital humano de una empresa, teniendo como resultado la incorporación de normas de comportamiento requeridas por la organización.


Theodore Purcell y James Weber señalan que esto puede conseguirse de tres maneras:
1)      Mediante el establecimiento de una adecuada política empresarial o código de ética.
2)      Mediante la creación de un comité de ética formalmente constituido.
3)      Por medio de la impartición de cursos de ética en los programas de desarrollo administrativos.

Este proceso, requiere de los elementos justos mediante los que se trata de hacer efectivos los valores o principios ético de una organización. La ética empresarial deberá contar con el conocimiento disponible sobre las organizaciones: su naturaleza y estructura, el tipo de racionalidad característico, las formas de relación que establecen (poder, dependencia, conflicto, competencia, etc.). Mientras la ética individual invoca a la conciencia o a la razón de cada persona, la ética de las empresas ha de ser equitativa, pues son los procesos que determinan las decisiones y comportamiento de las organizaciones.

Durante la etapa inicial de los emprendimientos, que puede durar hasta 20 años, el dueño lo hace todo, actúa como una verdadera autocracia, ya que todo funciona en torno a su figura. Él decide los precio, a quien se contrata, despide y hasta los días de descanso.

Esta arbitrariedad se puede eliminar con el proceso de institucionalización. Con este concepto se hace referencia al hecho de plasmar en documentos escritos, a modo de políticas, para transformarlas en procedimientos y estandarizar con ellos la administración de la empresa. En otras palabras, pasar lo que está en la cabeza del jefe, a manos del resto.

Este proceso es imprescindible para que la empresa pase a la siguiente etapa y siga creciendo, si no quiere quedarse estancada.

No se habla de burocracia, sino de estandarizar los criterios de administración para que la variabilidad disminuya y los dueños o directores se dediquen a los verdaderamente estratégico; el crecimiento de su negocio.

Algunas políticas con las que empresas familiares pueden comenzar el camino hacia la institucionalización:
·         Planes de contratación.
·         Uso de tecnologías de información.
·         Fijar incrementos de sueldo y paquetes de prestaciones por niveles en la Organización.
·         Estandarización de despidos.
·         Cambios de residencia y pago de viáticos.
·         Planes de crédito y cobranza.

Fuente: CECYTEM - Administración.

Comentarios

Lo más popular de la semana

25 Preguntas de Administración

Infografía 4. Mapa Conceptual de Antecedentes de los Filósofos de la Calidad