Arsenal. Bombarderos de Londres. La mecha

Las características del futbol inglés son muy claras: buena salida con el balón, rapidez e inteligencia, traslado por medio campo, llegadas a la meta rival en pocos servicios y definiciones exquisitas. Para dicho sistema los mediocampistas son fundamentales, encargados de darle sentido al ataque y pilares del éxito colectivo. Estos fueron los grandes creativos de Highbury, los que encienden el cañonazo.


George Armstrong (1961 – 1977).
Geordie fue parte fundamental de aquella escuadra albirroja que completo el doblete inglés en 1971, cuando el Arsenal ganó el título de Liga y alzó la Copa FA para convertirse en el segundo equipo en la historia que logra tal proeza. Armstrong jugó 42 encuentros en esa campaña, uno de los más constantes en el once gunner. Firmó con el cuadro de Londres el 24 de Agosto de 1961, debutó hasta Febrero de 1962 ante el Blackpool y anotó su primer gol al Everton en Mayo de ese año. Ganó también la Copa Ferias en 1970 y fue uno de los elementos que más juegos disputó con la casaca roja. Sumó 621 encuentros y concretó 66 tantos. Fue seleccionado inglés y concluyó su carrera en el Stockport.

George Graham (1966 – 1972).
A los 22 años de edad llegó al Arsenal procedente del Chelsea. Rápidamente, el volante escocés se ganó en Highbury la titularidad y fue parte clave del equipo que conquistó una Copa Ferias y el título más importante de Inglaterra, el doblete en 1971. Luego de ganar la liga inglesa y derrotar al Liverpool 2 – 1 en tiempo extra, los gunners alzaron la Copa DA el 8 de Mayo en Wembley. Graham debutó el 21 de Octubre de 1966 y lo hizo anotando un gol en la victoria de 4 – 2 frente al Leicester City. En seis temporadas, George acudió a 296 encuentros y realizó ochenta goles. Cabe destacar que todos sus compromisos los afrontó como titular; es decir, desde su debut nunca inició un partido en la banca.

Charlie George (1969 – 1975).
Jugador que dominaba varias posiciones. Inició como delantero pero poco después jugó como media punta, lugar donde más destacó. En ocasiones desarrollaba su estilo de juego sobre los costados para aportar servicios peligrosos al área gracias al gran toque que poseía. Con apenas 18 años de edad, llegó al Arsenal para permanecer seis temporadas y dejar regado su talento por doquier. Debutó con los gunners el 9 de Agosto de 1969 frente al Everton en Highbury y su primer gol no tardó en caer, siete días después se estrenó en la delantera londinense. En los 179 juegos que disputó, demostró ser uno de los más grandes de la historia del conjunto inglés. Facturó 49 goles y alzó tres títulos con el equipo: la Copa de Ferias en 1970 y el magnífico e histórico doblete (Liga y Copa FA) en 1971, cuando integró al recordado equipo de Bertie Mee, estratega encargado del plantel mayor durante diez años.

Alan Ball (1971 – 1976).
Siempre destacó por su excelsa técnica individual, factor que completaba con gran clase y entrega en la media cancha. Comenzó jugando como profesional para el Blackpool en 1963 y se hizo famoso en el Mundial Inglaterra 1966, después de una brillante actuación en la final frente a Alemania Federal en Wembley, juego que ganaron los británicos 4 -2 en la prórroga. Ball pasó al Everton y después al Arsenal, donde jugó 217 partidos y festejó 55 goles.

Liam Brady (1973 – 1980).
Pese a sólo obtener una Copa FA con la escuadra de Highbury, Liam es considerado uno de los mejores mediocampistas que han vestido la camiseta roja del Arsenal. Se le recuerda como un jugador entregado a su profesión sin importarle su delgada complexión; su clase y fuerza eran imponentes. Con 17 años de edad, este genio del medio campo fue fichado por el cuadro londinense para convertirse en profesional. Al final de su paso por el cuadro Bombardero, este carismático jugador irlandés tuvo en sus números personales la suma de 307 encuentros defendiendo al Arsenal y 59 tantos en las siete temporadas que permaneció en la nómina capitalina. En su mejor temporada (1978 – 1979) jugó 37 partidos y celebró trece anotaciones.

Paul Davis (1980 – 1995).
Su debut fue de ensueño, a los 18 años de edad frente al Tottenham dentro del clásico del Norte londinense, el Arsenal ganó 2 – 1 y así se marcó con letras doradas el inicio de la carrera de Davis. El volante inglés con rasgos de raza negra cumplió un estupendo trabajo gracias a sus buenos desbordes, gran potencia y velocidad así como su talento para servir buenos balones a profundidad. Estuvo presente en 368 partidos y firmó 39 goles. Fue miembro imprescindible de aquel equipo que ganó dos ligas, una Copa FA, dos Copas de la Liga y una Recopa Europea. Se le recuerda un muy buen gol e 1983 frente al Manchester United; ayudado por su gran estatura, saltó para anotar rematando con la cabeza.

David Rocastle (1985 – 1992).
Fue un jugador que sin la obligación de anotar, gustaba de pisar el área rival y provocar peligro en la meta contraria. Rocky debutó el 28 de Septiembre de 1985 en un empate a cero frente al Newcastle. Participó en 260 juegos con los londinenses, anotó 34 goles, ayudó a conquistar dos ligas (1989 y 1991), una Copa de la Liga y en 1986 fue nombrado Mejor Jugador del Arsenal. Se despidió el 2 de Mayo de 1992 en la goleada de 5 – 1 al Southampton. Fue capitán de la Selección inglesa en catorce encuentros y en el verano de 1992 fue transferido al Leeds United por dos millones de libras esterlinas. Pasó por Chelsea, Norwich y Hull City. Víctima del cáncer, falleció en el 2001 a los 33 años de edad.

Ray Parlour (1992 – 2004).
Mediocampista integrante de la Selección de Inglaterra que destacó por su exquisita técnica individual y su capacidad para ordenar y acomodar al equipo dentro del terreno de juego. Ganó prácticamente todo con los gunners. Sumó en total dos ligas, las cuales llegaron cuando la Premier era dominada por el Manchester United. Obtuvo tres Copas FA, una Copa de la Liga y una Recopa Europea en 1994.

Patrick Vieira (1996 – 2005).
Jugador francés con gran estatura y corpulencia. Excelente organizador destacado por su buena técnica, resistencia física y precisión en el pase complementados con una gran visión de juego. La corpulencia y sus rasgos africanos (nacido en Senegal) lo hacían un jugador que recuperaba bien la pelota, con gran presencia en la zona de contención. Tenía una gran salida al frente y poseía llegada al área rival con disparos de media y larga distancia desde la franja derecha. Formó parte de la época gloriosa del Arsenal y de la histórica etapa de la Selección Francesa campeona de la Copa del Mundo y de la Eurocopa. Jugó para el Cannes hasta que se trasladó a Italia fichado por el AC Milán y un año después arribó al Arsenal.

Emmanuel Petit (1997 – 2000).
Otro de los talentosos futbolistas franceses que pasaron por la nómina londinense. Con el cuadro británico ganó una liga, una Copa FA y se significó por ser un jugador querido por la afición. Fue de los elementos que regresaron al Arsenal a los primeros planos tanto en torneos locales como internacionales. Era un mediocampista que jugaba por la banda izquierda, con un gran recorrido y hacía labores de sacrificio para ayudar en la recuperación. Completó 118 partidos en su carrera con los rojos y convirtió once tantos. Con su Selección fue campeón del Mundial Francia 1998, cotejo donde anotó el último tanto a Brasil en la final. Dos años antes conquistó la Euro celebrada en Holanda y Bélgica.

Robert Pires (2000 – 2006).
Dotado de un buen juego técnico, velocidad y potencia, Pires entendió que el futbol es un juego colectivo, por eso se preocupaba más por la labor del equipo que por destacar en lo individual. Sus servicios sobre la carrera fueron espectaculares. Jugó en el Metz para ganar una Copa de la liga y luego militó en el Olympique de Marsella. Tras conquistar la Euro pasó al Arsenal en el 2000.


Fuente:
Publicado en Fútbol Total. Colección. Los Gigantes del Mundo. Arsenal. Bombarderos de Londres, Ed. Grupo Medios, p. 68 – 71.










Comentarios

Lo más popular de la semana

25 Preguntas de Ciencia y Tecnología

25 Preguntas de Economía